Plantillas Desodorantes ¿Cuál me recomiendas?

Podría haber titulado este post  ” Novedad del Verano: la Mejor Plantilla Desodorante  “ para presentarte las plantillas Flawa Fresh, en mi opinión, la mejor  plantilla desodorante en la farmacia. Antitranspirante y  desechable, esto es,  de usar y tirar cuando quedan inservibles, no antes.

Aquí las tienes, en formato Vídeo YouTube , con sus ventajas y principales características

Son plantillas desodorantes “inteligentes” Algo diferente a los sprays, cremas y polvos tradicionales. Un nuevo tratamiento para el mal olor de pies y para controlar la sudoración excesiva. Algo parecido a un disco desmaquillante pero en forma de pie 🙂

1- Con acción desodorante, antibacteriana y antimicótica (protege el pie y el calzado  del crecimiento de bacterias y hongos)

2- Corrigen la sudoración excesiva

3- Testadas dermatológicamente

4- Son cómodas y transpirables

5- Protegen y mejoran las grietas y durezas

Son de celulosa y algodón, un material natural y biodegradable y ultrafinas. Lo más novedoso es la microencapsulación de su principio activo, que va integrado en la celulosa de la plantilla (con la patente Sanitized). Por el rozado del pie contra la plantilla al andar se va liberando y de esta forma consiguen higienizar el interior del zapato. Absorben el mal olor y la humedad manteniendo el pie fresco en todo momento. Previenen problemas como el pie de atleta, protegiendo pies y calzado al mismo tiempo por su acción antibacteriana y antimicótica.

Plantillas desodorantes

¿Cada cuánto  se recambian?

Cada 7 días o cuando al rascar ligeramente ya no huele el principio activo, lo que equivale a una semana de uso en el calzado de diario. Cada envase contiene 8 pares de plantillas a un precio de 7,95 euros (2 meses de tratamiento).

La cultura de lo desechable y el “usar y tirar”

Fomentar el uso de productos de usar y tirar no es, por regla general, lo mejor para el planeta. Son muchos los productos que se desechan tras un solo uso, entre ellos las bolsas de la compra y las botellas de plástico. Por no hablar de la obsolescencia programada en tecnología, un fenómeno estremecedor. Me encanta el enfoque de Fernando Trías de Bes: la cultura de “usar y tirar”  que se está instaurando en nuestra sociedad está acabando con valores como cuidar, mimar, reparar. Puedes leerlo aquí

Siempre he pensado que la vida útil prolongada en el tiempo de un producto es una característica de bondad y la definición por excelencia de “lo ecológico”. No obstante la virtud está en el equilibrio. Hay un “pero”. En los productos de higiene personal como el cepillo de dientes el recambio no se puede obviar. Que el índice de recambio del cepillo de dientes de los españoles sea de 0,9 veces al año, es decir, ni siquiera 1 vez al año es una estadística letal. El cepillo de dientes hay que reponerlo cada 2 meses de uso o al menos con cada cambio de estación (a modo de regla nemotécnica, como recordatorio). Algo parecido ocurre con las plantillas desodorantes, hay que recambiarlas¡¡ o acabarás llevando en el zapato a tu peor enemigo 🙁

Hablando de zapatos, para caminar,  nada como las zapatillas Alma 🙂

 

Carmen Torres Vila

Carmen Torres Vila
¡Gracias por tu visita! Estoy en la farmacia y en el blog para ayudarte en lo que pueda.
Puedes dejar un comentario si te surge alguna duda o con las sugerencias que quieras hacerme.
Feliz de poder conectar contigo!!