5 formas de tratar una Cicatriz

¿Cómo tratar una cicatriz?

Con más de 1000 consultas recibidas al artículo ¿Se puede reducir el tamaño de una cicatriz?  y más de 57.800  visionados del vídeo que lo acompaña,  he creído oportuno escribir sobre las opciones que disponemos, a fecha de hoy,  en la farmacia, para tratar una cicatriz.

como tratar cicatriz

La forma de tratar una cicatriz y su recuperación dependerá,

  – de la causa que provocó la cicatriz:   incisión quirúrgica, produce cicatrices más profundas y con mayor respuesta inflamatoria. Por golpe o traumatismo, heridas leves con o sin puntos de sutura, normalmente más superficiales que las quirúrgicas. Por una quemadura, suelen tener mayor extensión

 – de tu capacidad de cicatrización, variable para cada paciente y dependiente de la edad. Los niños y personas jóvenes tienen una mayor probabilidad de formar queloides, engrosamientos o abultamientos, por una mayor capacidad de proliferación de tejido conectivo.  En general las personas de tez oscura, o las de grupo A sanguíneo pueden cicatrizar con más dificultad.

 – de la parte del cuerpo en que se produzca: orejas, mandíbulas, hombros, y esternón son las áreas de más difícil cicatrización.  Las manos son el área de nuestro cuerpo que mejor lo hace, y raramente aparecen queloides o cicatrices elevadas.

de la fase en la que se encuentre la cicatriz a tratar :  si aparece roja o rosada es una  cicatriz activa, sobre la que aún se puede actuar. Puede seguir roja hasta los 6-9 meses después de iniciarse la cicatrización. Una cicatriz blanca es más antigua, la cicatrización ha finalizado y existen menos opciones para actuar sobre ellas.

 – un caso aparte son los tatuajes, que causan escarificaciones superficiales (como si fueran minicicatrices).

Mientras exista herida abierta, puntos de sutura o costra, debes mantener una extrema limpieza y desinfección de la zona afectada. El uso de factores de crecimiento epidérmico está recomendado para aliviar tirantez y picor, y acelerar la epitelización. Sueros como Fluvix o gasas impregnadas como el Senitul  (que forman parte del protocolo hospitalario de tratamiento de grandes quemados) son muy eficaces en esta primera fase. Es normal que durante la cicatrización notes una sensación de tirantez en la piel, y picor. Esto es debido a la epitelización de la herida o formación de piel nueva. En incisiones quirúrgicas o heridas profundas se produce además una contracción de los bordes de la herida que acentúa estas sensaciones.

 5 formas de tratar una cicatriz

La epitelización termina en el momento en que se desprende la costra y marca el inicio de la fase más importante , la remodelación, que puede durar hasta dos años. Con la herida ya cerrada y sin costra, puedes empezar a tratar la cicatriz.

– Empieza por pegar un post-it rosa neón en el espejo de tu cuarto de baño. En él habrás escrito “siempre protegeré mi cicatriz del sol”. Si no lo haces (protegerla del sol, el post-it es opcional) nada de lo que te explico a continuación funcionará. Ténlo muy presente. Especialmente importante durante los 2 primeros años de la cicatriz.

proteger cicatriz del sol

– Los masajes son importantes, tanto en cicatrices nuevas como en cicatrices antiguas, y evitan adherencias. El masaje debe ser circular, presionando sobre la zona donde estaba la herida (ya cerrada) , con un gel de silicona o con aceites de argán o rosa mosqueta para ayudar al masaje. En cicatrices recientes lo ideal es realizar un masaje cada 24 horas.

Y ahora sí, éstos son los 5 tratamientos que disponemos en las farmacias para tratar una cicatriz,

1)   Parches reductores de cicatrices de poliuretano microporoso o Trofolastin Reductor de cicatrices. En éste enlace encontrarás toda la info sobre su uso. Tienen la enorme ventaja de proteger de la radiación solar sin necesidad de utilizar un fotoprotector. Funcionan también sobre cicatrices antiguas, consiguiendo su “aplanamiento”.
Si tienes tendencia a cicatrizar con elevación o abultamiento de la cicatriz te interesan,  ya que previenen y reducen la formación de cicatrices hipertróficas y  pequeños queloides. El masaje se puede realizar encima del parche sin necesidad de aplicar ningún producto.

2) Parches o láminas de silicona, como Hansaplast parches reductores.  Se recambian cada 24 horas. Indicados para cicatrices en zonas que no se exponen al sol, no ofrecen protección a la radiación e imposibilitan la aplicación de un fotoprotector. El masaje se realiza al cambiar un parche por otro.

3) Gel de silicona y protector solar (si la zona afectada está expuesta). Los últimos en llegar a la farmacia han sido el Strata-Triz de laboratorios Leti y  Bephantol Gel reductor de cicatrices, que incluye un dispositivo masajeador que ayuda a ablandar las fibras de colágeno en las cicatrices más antiguas. Se pueden usar en combinación con los parches, haciendo un masaje con ellos en el momento de recambiar el parche (luego hay que limpiar y secar la piel para aplicar el parche).

Tienen la ventaja de que en zonas visibles como la cara, escote, manos, un gel transparente es más discreto que un parche, y el inconveniente de la disciplina que exigen, aplicación cada 12 horas y protección solar constante (el parche Trofolastin te lo pones y te olvidas durante 5-7 días). Los recomiendo para heridas más superficiales y para realizar masajes con ellos.  También para zonas húmedas (axilas, labios) donde la aplicación de un parche es más complicada.

4) Aceites ricos en ácidos grasos esenciales como el aceite de Argán o el aceite de rosa mosqueta. Permiten masajear la cicatriz a diario, cada vez que se aplican. Tratan, nutren y aportan flexibilidad y elasticidad a la piel.  Me parece efectivo y conveniente utilizarlos al finalizar un tratamiento con parches. También es un tratamiento de elección cuando con el paso del tiempo la cicatriz aún se ve rosada, y es útil en heridas leves y pequeñas lesiones superficiales en niños. Su uso es muy agradable y aportan una gran sensación de confort. No protegen del sol y es necesario aplicar fotoprotector.

Como tratar una cicatriz

Tratamiento de cicatrices

5) Cremas y sprays calmantes y reparadores, con alta concentración de dexpantenol, provitamina B5 o centella asiática. Funcionan bien sobre cicatrices recientes causadas por cortes leves, rasguños en niños, grietas. Algunos actúan sobre la fase de epitelización, como la blastoestimulina o el Cicaplast, y son efectivos para acelerar la curación de heridas y grietas superficiales, por ejemplo.

Otros dos productos a tener en cuenta son los novísimos BlastoFilm  un apósito liquído, que forma un film protector sobre la lesión,  apto para heridas leves con o sin puntos de sutura, y el  BlastoUronic , especialmente indicado para cicatrices o escarificaciones producidas por tatuajes.

Si necesitas información extra o asesoramiento adicional estaré encantada de atenderte en la farmacia y en el campo de comentarios aquí mismo, un poquito más  abajo 🙂

Carmen Torres Vila

Carmen Torres Vila
¡Gracias por tu visita! Estoy en la farmacia y en el blog para ayudarte en lo que pueda.
Puedes dejar un comentario si te surge alguna duda o con las sugerencias que quieras hacerme.
Feliz de poder conectar contigo!!